domingo, 10 de octubre de 2010

Continúan los testimonios contra los torturadores (2)

Accátoli señaló a dos torturadores

    Hermes Accátoli era diputado provincial pampeano cuando fue detenido en la madrugada del 24 de marzo de 1976 en General Pico, La Pampa, y como testigo contra los represores de la Sub Zona 14 denunció a Roberto Fiorucci y Néstor Cenizo como los que lo torturaron en dos oportunidades.
 
    La primera habría sido el 6 de abril del 76. “En horas de la tarde nos retiraron junto con Gil del penal, estábamos encapuchados, vendados y con las manos esposadas. Descubrí que estar vendado y encapuchado te agudiza los sentidos y traté de prestar atención, creí que nos matarían" dijo, y contó  que fueron llevados fuera de la ciudad, hicieron un trayecto por ruta que luego supo era la número 5 y hacia la comisaría de Catriló cerca de la capital pampeana.

    “Hubo una primera tanda de golpes en la cabeza, con una cachiporra. Ahí ví que se pueden ver realmente las estrellitas. Me dieron puñetazos en el estómago y hubo un alocado interrogatorio sin orden. Me dieron corriente eléctrica en las esposas. Ahí se me rompió el pantalón y me lo ataron con un hilo. Cuando me lo acomodaban, juguetearon con la picana en mis glúteos. Me preguntaban por qué los diputados se habían aumentado la dieta. Y nosotros, con Gil, habíamos votado en contra de eso. También donde están las armas, el cargamento de armas. Y sobre la Universidad Tecnológica de General Pico, y algo sobre la masacre de Ezeiza".

    Fue en ese momento que pese a estar encapuchado identificó a dos de los que lo torturaron. "Aparece una voz que la registré muy especialmente porque era parecida a la de alguien de mi entorno. Me provocó sobresalto. Era la que ordenaba el interrogatorio", aseguró. Luego le pondría rostro cuando en la Seccional Primera ingresó un oficial de aspecto "gardeliano" y al saludar a los policías escuchó que tenía el mismo timbre. Cuando volvió a la Unidad Penal, al intercambiar datos con sus compañeros de detención, supo que era Fiorucci.
También detalló que en un momento se le salió un poco la venda y pudo "ver algo, las patitas de una mesa y los zapatos de un represor que escribía lo que decía, de un color rojizo, muy bien lustrados, fue mi única visión".  Días más tarde un oficial de policía lo fue a ver a la Brigada de Investigaciones porque se había enterado que había dicho que había sido golpeado, ahí pudo sabe quién era el otro que participaba de las torturas: "Vino un señor joven que se presentó como el oficial Cenizo, amablemente me preguntó si era verdad que habíamos sido golpeados. Al mirarle el calzado supe que eran los zapatos del que escribía en el interrogatorio y se lo dije, y quedó como cortado".

    Accátoli dijo que en Catriló también torturaron a Gil, y comentó que de su compañero escuchó “gritos desgarradores, fue colocado en una 'parrilla', mojado y picaneado. Luego me mostraría que tenía el estómago absolutamente morado y además rengueaba".

    En septiembre de aquel año fue llevado a la cárcel de máxima seguridad de Trelew, donde estuvo hasta el año siguiente. Mientras se encontraba encarcelado, denunció que su familia y la de otros compañeros de prisión recibieron la "propuesta" de dos abogados de la ciudad pampeana de General Pico, para sacarlos de la cárcel a través de sus contactos si les pagaban.
La denuncia fue contra el ex intendente de esa ciudad durante la dictadura, José Marrero, y Fernando David García, ambos con vínculos con la Iglesia. La acusación ya la había hecho pública Accátoli en el 84, lo que generó una causa en su contra. El declarante indicó ante los jueces: "el hecho sucedió durante una reunión con los dos abogados, estaba mi esposa, mi suegra, la hermana de Covella, la esposa de Gil y la hermana de Ferrari. Durante una visita que me hicieron a Trelew me contaron la propuesta y les dije que no se les ocurriera poner un solo peso. Pedían un dinero por adelantado, el 50%, y un 50% a 'contra entrega del paquete'. Los cálculos que hacía mi familia era que esa plata era igual a vender un Renault 12 modelo 74 que teníamos, con dos años de antigüedad".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada